Invierno en Cundinamarca: desbordamiento del río Bogotá y múltiples emergencias.

La violencia y la intolerancia siguen disparadas en Bogotá, a tal punto que cada día se están presentando más riñas y casos de lesiones personales producto de discusiones entre los capitalinos, lo que ha incrementado las cifras de estos delitos en lo corrido del año en la ciudad.

Pero lo acontecido en las últimas horas es aterrador. Un obrero que trabajaba en el proyecto de valorización Aceras y Ciclorrutas de la calle 116, en el norte de Bogotá, perdió la vida tras ser atacado con un destornillador por un motociclista.

El conductor de la moto invadió el sendero peatonal, y el obrero, cumpliendo con su deber, le pidió que por favor no transitara sobre este espacio, a lo que el motociclista respondió airadamente sacando un destornillador e hiriéndolo en varias oportunidades.

El obrero, quien fue identificado como Cristián Andrés Mesa Lemus, fue trasladado a la Clínica Shaio, donde infortunadamente falleció.

El Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) reveló que los hechos ocurrieron este sábado en horas de la mañana. El agresor fue capturado y el caso está en poder de la Policía Metropolitana de Bogotá.

El director del IDU, Diego Sánchez Fonseca, se solidarizó con la familia y compañeros de Cristián e hizo un llamado para que estos hechos no ocurran en la ciudad.

“Es muy triste que una persona tan joven pierda la vida de esta manera. Los trabajadores en las obras públicas, son seres humanos que luchan por salir adelante y como un servidor público más están contribuyendo al desarrollo de nuestra ciudad. Son más de 11.000 mujeres y hombres que se exponen todos los días a las incomodidades de las obras y todos los ciudadanos debemos reconocer y agradecer su trabajo”, dijo el funcionario.

El secretario distrital de Seguridad, Aníbal Fernández de Soto, señaló que el agresor ya tenía antecedentes por violencia intrafamiliar.

“(Fue) capturado por la Policía de Bogotá, y puesto a disposición de la justicia, el individuo responsable de esta agresión que terminó en homicidio, en un hecho de intolerancia totalmente incomprensible. El capturado tiene antecedentes por violencia intrafamiliar, entre otros delitos”, precisó Fernández..

De acuerdo con cifras de la Secretaría Distrital de Seguridad, en lo corrido del año, con corte al 31 de octubre, se reportaron 18.869 casos de lesiones personales en Bogotá, un promedio de 62 casos cada día. Frente a al mismo período del año anterior, hubo un incremento del 1 %, con 159 casos más.

En solo el mes de octubre, hubo 1.649 casos de lesiones personales, 53 por cada día del mes.

En cuanto a homicidios, este delito de alto impacto ha mostrado una tendencia a la baja. Con corte a octubre, se presentaron 837 casos, una reducción del 12 % en comparación con igual período de 2021, es decir, 114 homicidios menos. En solo octubre, hubo 96 homicidios, 5 % menos frente a octubre de hace un año.

Más trabajadores en las obras en Bogotá

Las principales obras de Bogotá tuvieron la semana pasada 11.127 trabajadores activos, gracias al ingreso de 162 nuevas personas, en su mayoría mano de obra no calificada, que encontraron en los proyectos del IDU una oportunidad laboral.

Del total de trabajadores, hubo 1.500 asignados a los frentes nocturnos y 114 que estuvieron dedicados al reforzamiento de puentes en la ciudad.

Los proyectos que concentraron mayor número de personas fueron: las avenidas 68, Ciudad de Cali y Extensión Caracas, que hacen parte de las líneas alimentadoras de la Primera Línea del Metro de Bogotá, con 4.855 trabajadores activos durante semana, de los cuales 323 laboraron entre las 10 de la noche y las 4 de la mañana.

En la avenida 68 estuvieron trabajando 3.338 personas, 251 de ellas fueron programadas para actividades en frentes nocturnos. La Avenida Ciudad de Cali tuvo 997 trabajadores activos, de los cuales 20 trabajaron durante la noche, mientras que la Extensión Caracas contó con 483 personas, de las cuales 52 fueron asignadas al horario nocturno.

Otras obras que concentraron un alto número de trabajadores fueron: avenida Guayacanes, que tuvo 908 trabajadores activos en los tres tramos, 24 de ellos ejecutando actividades nocturnas; Patio La Reforma, con 466 en el día y 11 en la noche; avenida Laureano Gómez (o carrera novena entre calles 170 y 183), con 376 personas en la obra, todas en horario diurno y avenida Boyacá entre calles 170 y 183 con 178 trabajadores activos.

Fuente: www.msn.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.